Bienestar del Personal

Dirección de Gestión y Desarrollo de Personas

Cuidemos el Medio-ambiente

Consejos para ayudar a proteger el medio ambiente

 

Te dejamos con unos simples tips para proteger día a día el medio ambiente, desde lo más básico, entre todos podemos hacer mucho para cuidar y proteger nuestro planeta, así que toma nota y sigue estos simples consejos:

1) Apaga los aparatos electrónicos que no estés usando, como la televisión o los computadores, y desconecta todos los dispositivos electrónicos como el cargador del celular, la licuadora o el tostador, etc. También es recomendable apagar las luces y así aprovechar al máximo la luz de solar.

2) Es aconsejable secar la ropa al aire libre y evitar el uso de las secadoras que son de los aparatos que más energía consumen en el hogar.

3) Es recomendable evitar los viajes en auto para trayectos cortos. Caminar o andar en bicicleta además de cuidar el medio ambiente te ayudara a estar mas saludable. Adquirir el hábito de andar en una puede llegar a ser divertido y relajante, además de que nos ayudará a ahorrar dinero, tiempo y hacer ejercicio.

4) Nos lo han dicho mil veces, pero siempre hay que evitar dejar el agua corriendo cuando nos lavamos los dientes o las manos, nos duchamos o regamos las plantas. También es recomendable revisar si hay fugas de agua en los grifos o mangueras de nuestras casas.

5) No comprar cosas que no se necesitan porque además de ayudar a la economía doméstica se ahorra un proceso de producción en el que se requieren muchos recursos. Aún así, regalar o compartir artículos para el hogar, organizar ventas de garaje, o donar la ropa utilizable siempre es mejor que tirarlos a la basura.

6) Reciclar todo. Es muy aconsejable que nos acostumbremos a separar la basura según su origen (orgánica, plásticos, papel y envases), ya que supone una necesidad urgente para cuidar el medio ambiente. También, debemos intentar usar pilas recargables en vez de las desechables. Las baterías no pueden ser quemadas y es mejor reciclarlas, debido a que contienen un ácido realmente nocivo para la tierra. De hecho, es recomendable separar las pilas de la basura y dejarlas en los contenedores de batería.

7) Evitar el uso de artículos desechables. Cualquier cosa que sólo se utiliza un par de veces y se tira, consume recursos únicamente para quedarse por mucho tiempo en el basurero. Vasos o platos desechables y bolsas de plástico sólo generan un exceso de basura. Debemos reutilizar botellas de agua y utilizar bolsas de tela para ir al supermercado, en lugar que las de plástico.

8) Entre todos debemos prevenir los incendios. Si te vas de excursión al campo, al bosque o al monte, asegúrate de recoger toda la basura. Debemos prestar especial atención a los objetos de vidrio, así como al apagar cigarros y no hacer fogatas, ya que pueden provocar un incendio.

9) Es importante respetar la naturaleza. Por ello debemos no sacar especies de la fauna marina o de otro hábitat de su medio natural ya cada especie cumple una función específica.

Fuente: Fundación Reforestemos


 

 

 

Día internacional sin bolsas plásticas

Las imágenes más elocuentes sobre el daño que han sido capaces de provocar los residuos plásticos arrojados al mar son las siete enormes “islas de basura” -también conocidas como manchas o parches de basura (garbage patches), que se formaron en distintos lugares del océano en el planeta y que hoy son motivo de vergüenza para la humanidad.

Según el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente más de 8 millones de toneladas de plástico terminan en el océano cada año. Asimismo, ha destacado que “entre 1950 y 2015, se produjeron 8300 millones de toneladas métricas de nuevos plásticos y, si estas tendencias continúan, para 2025 habrá suficiente plástico para cubrir cada metro de costa en todo el mundo con 100 bolsas”.

Porque no solo los microplásticos se incorporan a la flora y fauna marina, así como a las cadenas tróficas, sino también el ciclo de fabricación del plástico genera emisiones de “dióxido de carbono, metano y otros gases de efecto invernadero” y supone un elevado consumo energético, como indica el Atlas del Plástico elaborado por la Fundación Heinrich Böll y el movimiento Break Free From Plastic (2019).

Por eso, en el “Día internacional sin bolsas plásticas” valoramos que durante la cuarta Asamblea de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (2019), se haya logrado un “acuerdo global para reducir el consumo de plásticos de un solo uso”.

Asimismo, son destacables las políticas públicas que varios gobiernos alrededor del mundo han impulsado para contribuir a un cambio de tendencia. Las iniciativas pioneras a nivel internacional surgieron en países como Alemania y Dinamarca en décadas pasadas, mientras que en Latinoamérica nuestro país fue el primero en prohibir la entrega de bolsas plásticas en los establecimientos comerciales de todo el territorio nacional.

La Ley 21.100, promulgada en 2018, “tiene por objeto proteger el medio ambiente mediante la prohibición de entrega de bolsas plásticas de comercio” y se impulsó pensando sobre todo en la protección del océano. Las autoridades ambientales chilenas han destacado los positivos efectos de esta normativa, indicando que en Chile se utilizaban alrededor de 3.400 millones de bolsas plásticas anualmente y que, tras el primer año de vigencia de la ley, se dejaron de entregar 2.200 millones de bolsas plásticas en el gran comercio.

Sin embargo, aún falta mucho por hacer. En ese sentido, ninguna ley o política pública será suficiente si no va acompañada de un profundo cambio cultural: dejar de tener una mentalidad de “lo desechable”. Usar bolsas reutilizables es solo un primer paso. Dado la magnitud del problema de contaminación por residuos plásticos, el esfuerzo de las personas debe ser mucho mayor. Evitemos nuevas “islas de basura” en nuestro océano.

Un día no es suficiente, se necesita un cambio en nuestros hábitos y que este día sea todos los días.

Comité Ejecutivo

UVerde 

 

 

Bienestar del Personal
Universidad de Valparaíso